Caminar  por los senderos de El Aravalle, que comunican todos los pueblos del valle, haciendo la ruta AV-51 completa o paseando por partes de ella. También podéis subir a la sierra de Galingómez o hacer marchas hasta la Laguna de Galingómez (también llamada de El Barco) o, en la solana del valle, a las lagunas del Duque y el Trampal.

 

 

Bañarse. Si os gusta el agua bien fría en verano, encontraréis buenos lugares de baño en nuestros ríos Aravalle, Tormes, Garganta Solana y Garganta de los Caballeros. Preguntadnos.

 

Y si vais al valle del Jerte, donde hace más calor, no os perdáis las cascadas de las Nogaledas y los pilones de la Garganta de los Infiernos.

Montar en bici. Hay muchos caminos adecuados para la bicicleta de montaña.

 

 

Montar a caballo. Consultadnos si queréis reservar una ruta con el club ecuestre de El Aravalle.

 

 

Esquiar en La Covatilla, en plena sierra de Béjar, a media hora en coche aproximadamente de El Zaburdón.

 

 

Comer en los pueblos cercanos. Judías del Barco, patatas revolconas, excelentes frutas del Valle del Jerte, múltiples recetas con castañas y con setas en otoño... O también podéis cocinar en la barbacoa del jardín.

 

 

Mirar las estrellas. En las noches despejadas el cielo de Gredos es un espectáculo y una oportunidad de aficionarse a la astronomía desde el jardín. Dadas las buenas condiciones de oscuridad de esta sierra, se han establecido varios miradores estelares en Umbrías, Puerto Castilla y Nava del Barco.

 

 

Yoga. El silencio del lugar es ideal para el relax y la meditación. Avisadnos con antelación si quereis que os organicemos una clase de yoga en grupo con un profesor cualificado.

 

 

Masajes. Solicitándolo con antelación, podéis disfrutar de un masaje relajante en la casa.

 

Visitar...

 

  • El Valle del Jerte, a pocos minutos de la casa, famoso por la floración de los cerezos, pero interesante en cualquier época del año.
  • Barco de Ávila, a 12 Km de la casa. Es la localidad principal donde acudir en busca de servicios, compras o información turística, además de una bonita ciudad con recuerdos de un pasado medieval.
  • Candelario, Un bonito conjunto histórico situado en un enclave natural privilegiado, a media hora en coche por la sierra de Béjar.
  • Los pueblos abandonados del Aravalle.
  • Salamanca y Ávila, ambas a una hora en coche en direcciones opuestas, dos joyas llenas de historia.